“Cerrar la economía no garantiza el crecimiento de nuestro país”

NOTA EL TRIBUNO – El abogado aseguró ayer que “no es que van a bajar las tarifas”, sino que “lo que se está planteando es no poner un esquema de irracionalidad porque estamos dolarizando una producción cuyos costos fundamentalmente están en pesos”. 

Además de rector de la Universidad Metropolitana para la Educación y el Trabajo, Nicolás Trotta ocupa la jefatura de los equipos técnicos del presidente electo Alberto Fernández, un lugar clave en el diseño de las políticas públicas que se vienen. En una entrevista exclusiva con El Tribuno de Jujuy, el abogado aseguró ayer que “no es que van a bajar las tarifas”, sino que “lo que se está planteando es no poner un esquema de irracionalidad porque estamos dolarizando una producción cuyos costos fundamentalmente están en pesos”. Además, señaló que “el proteccionismo tiene que ser inteligente” y que “debe haber una política focalizada sector por sector”. “No creo que Alberto sea el representante del peronismo más duro”, concluyó. 

¿Cuáles son las medidas más urgentes que debería tomar el Gobierno de Alberto Fernández cuando asuma?
La decisión del Frente no es adelantar las medidas, porque inclusive eso puede transformar a algunas de ellas contraproducentes y que pierdan el efecto esperado. Lo que sí hay es una clara mirada de lo que deben ser las prioridades. En primera instancia enfrentar la fuerte crisis social y económica que tiene la Argentina, una crisis social relacionada inclusive con la crisis alimentaria a partir de la implementación urgente de lo que ha sido la ley sancionada por el Congreso, que lamentablemente no ha implicado el despliegue de las políticas públicas que la oposición de hoy y los movimientos sociales esperaban del Gobierno de Macri.

Alberto Fernández aseguró que las tarifas tienen que desdolarizarse, ¿con qué plata se podría hacer eso? 
Más que con qué plata, la discusión es cómo es posible que se haya dolarizado un esquema de tarifas que cuando toda la economía se derrumbaba el único sector de la economía que tuvo un esquema de rentabilidad estuvo vinculado al sector de la energía. A mí me parece que hay que dar una discusión de fondo, que es lo que está planteando el presidente electo, sobre porqué la producción y ciertos servicios cuyos costos están en pesos tienen que tener una tarifa dolarizada, que termina desequilibrando el desarrollo de toda nuestra economía. Es una discusión que hay que dar a partir del 10 de diciembre.

¿Más o menos cuánto imaginan que podrían llegar a bajar las tarifas durante la gestión de Fernández?
No es que baje la tarifa, me parece que tiene que haber una tarifa que tenga un proceso de convergencia en un precio justo. No es que van a bajar las tarifas, lo que se está planteando es no poner un esquema de irracionalidad, tanto en tarifas de servicios públicos como en combustibles, porque estamos dolarizando una producción cuyos costos fundamentalmente están en pesos. No ha pasado sólo con la energía, sino también con los alimentos. Tenemos una economía dolarizada a partir de una decisión del Gobierno de Macri de garantizar ciertos esquemas de rentabilidad a sectores de la economía, perjudicando a la inmensa mayoría de los argentinos. Uno de los puntos que nos llevó a la debacle que estamos hoy fue el irresponsable esquema tarifario y la política de aumento de precios que tuvo la gestión de Macri. 

¿Cree que los precios de los combustibles deberían estar congelados? 
No, me parece que lo que tiene que haber es una discusión distinta con un Gobierno que tenga una mirada equilibrada de lo que deben ser los costos, los precios y la capacidad de uso por parte de la ciudadanía. No te puedo dar una respuesta contundente de cuál será la esquema tarifario de cada una de esas cuestiones, lo que sí hay una mirada totalmente distinto a la que ha habido los últimos cuatro años.

¿En cuánto tiempo estiman que Argentina va a volver a crecer?
Ojalá pueda darte esa respuesta, lo que sí va a haber claramente desde el primer momento es una voluntad de redistribuir la carga del esfuerzo que se le está pidiendo a la sociedad y ser conscientes que para plantear un esquema que nos permita detener la inercia negativa hay que tomar una cantidad importante de medidas. Estas decisiones no sólo están en los hombros del Estado, sino que deben implicar un fuerte compromiso del sector empresario y del sector del trabajo, que es lo que nosotros tenemos como perspectiva indispensable de cara al nuevo contrato social. Nosotros creemos que ese contrato debería ser la herramienta que permita trabajar.

¿Qué herramientas tiene el Estado para garantizar el cumplimiento del contrato social? Los empresarios suelen aumentar los precios sin permiso del Gobierno… 
El contrato social no se reduce a un acuerdo de precios, más allá de que tiene que haber una política antiinflacionaria frente a lo que ha sido el rotundo fracaso de la gestión de Macri, que ha más que duplicado la inflación que recibió en 2015. Vamos a estar terminando este año con una inflación superior al 56 o 57 por ciento, la más alta desde 1991 y con una enorme caída de capacidad de compra del salario, que en promedio va a ser superior al veinte por ciento si comparamos salarios de noviembre de 2015 contra el que se espera que va a ser en diciembre de 2019. Frente a eso, el nuevo contrato social es mucho más que una estrategia de reactivación de la economía con el compromiso de todos los sectores, sino que también debe tener el foco en cómo logramos romper los limitantes al desarrollo de nuestra economía que se encontró en el pasado.

¿Piensan hacer restricciones fuertes a las importaciones para proteger a la industria nacional?
Me parece que no es abrir o cerrar la economía, creo que la discusión debe ser mucho más sofisticada. Qué sectores de la economía hay que proteger, porqué hay que protegerlos, a partir de esa protección qué se le va a pedir a cada uno de los sectores. El proteccionismo tiene que ser un proteccionismo inteligente, cerrar la economía no garantiza el crecimiento de nuestro país y abrir la economía implica también la defunción de muchos sectores del trabajo argentino. Me parece que tiene que haber una política focalizada sector por sector, planificadamente, en un contexto en el que sabemos que debemos defender el empleo argentino y también tenemos que tener una política agresiva en la generación de dólares a partir de ganar mercados externos. Es la única forma de sostener un esquema de desarrollo y por el otro lado, la capacidad de empezar a pagar una deuda enorme con vencimientos tan complejos en los próximos cuatro años. 

¿Cómo estima que será la relación con Brasil tras las duras críticas de Jair Bolsonaro, quien amenazó con echar a la Argentina del Mercosur? 
Creo que la relación entre nuestros países es trascendente para ambas naciones, más allá de la dimensión de nuestras economías. Brasil es la principal economía latinoamericana y la sudamericana, y Argentina la segunda economía sudamericana y la tercera latinoamericana. Nuestra suerte históricamente está entrelazada y eso hace que la relación entre los dos países esté por sobre la mirada del presidente de turno de Brasil. Creemos que la cancillería brasileña va a lograr que haya postura que permita encontrar el vínculo más beneficioso para ambos países más allá de estas declaraciones que tuvo Bolsonaro. 

¿Teme que la no condena de Argentina a Venezuela como una dictadura termine afectando la relación con Estados Unidos y el FMI? 
No me parece. Creo que la situación venezolana es una situación de crisis social, económica y humanitaria muy grave, y que nuestros países más que tener posiciones de condena a un proceso político de descomposición tan fuerte, lo que deberían estar preocupados es cómo logramos intentar generar los canales para que se resuelva el conflicto. Nuestra mirada es mucho más cercana a la de Uruguay y a la de México, que implica reconocer la realidad de una crisis tan profunda e intentar generar las instancias de diálogo entre una oposición y un oficialismo en beneficio del pueblo venezolano. La política de aislar a un país puede servir para que algunos laven sus culpas o hagan política a partir de ello. Es difícil observar un horizonte en Venezuela pero lo que no podemos renunciar es a llevar adelante todos los esfuerzos en beneficio del pueblo venezolano y defendiendo los principios de la autodeterminación de los pueblos y la soberanía de las naciones.

Ayer (por el lunes) Hugo Moyano salió a decir que los periodistas van a tener que pagar por las cosas que hicieron, ¿cómo será el vínculo de Fernández con los medios de comunicación? 
Moyano calculo que, si se siente perjudicado, tendrá derecho de hacer algún proceso civil, pero la posición de Alberto Fernández es clara en ese sentido. Hay cosas obvias que nosotros no tenemos que discutir, como la libertad de prensa en nuestro país, lo que debería ser que cada uno pueda expresar sus ideas y también creo que es muy importante reconocer el rol fundamental que tienen los medios de comunicación en nuestra democracia. Así que la posición de Alberto Fernández inclusive a partir de lo que fue su salida del Gobierno de Cristina ha sido clara. 

¿Cómo cree que se van a llevar el peronismo más duro que representa Alberto Fernández y el kirchnerismo que representa Cristina?
Yo no creo que Alberto represente el peronismo más duro. Alberto va a ser el presidente que llegó a ese espacio en primera instancia gracias a la conformación de un espacio plural como es el Frente de Todos. Me parece que es un espacio que hay que cuidar e inclusive que hay que ampliar. Aquellos que dudan de cierta capacidad de trabajo en esa diversidad yo creo que se equivocan. Alberto Fernández y CRISTINA KIRCHNER son los que han dado los principales pasos en estos cinco o seis meses para consolidar una victoria electoral. Fue Cristina Kirchner la que tuvo la capacidad de ampliar esa base de sustentación para que también se sumen no sólo sectores del peronismo sino también de otras expresiones.

Fuente: El Tribuno Jujuy

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Facebook
Twitter
YouTube
Instagram